Perfil de los Servicios Disponibles en Bolivia

La ley boliviana usualmente requiere el entierro de un cuerpo no-embalsamado dentro de 36 horas de producida la muerte, y 24 horas en el caso de enfermedades infecciosas, lo que subraya la importancia de acción inmediata dado que ninguna disposición final subsecuente de los restos humanos puede ser hecha hasta recibir instrucciones del familiar mas cercano. Si no existe ningún familiar cercano o terceras personas interesadas en Bolivia para realizar los arreglos, el cuerpo debe ser rápidamente transportado a un centro con almacenamiento refrigerado.

  • Embalsamamiento:
    El embalsamamiento se realiza en concordancia con las leyes locales. En la mayoría de los casos, los servicios no alcanzan las expectativas esperadas de un servicio similar en los Estados Unidos.
  • Cremación:
    No existe un límite dentro del cual los restos deben ser cremados.
  • Autopsias:
    Un autopsia es realizada en los casos en los que existan sospechas o certeza de muerte violenta (homicidio, suicidio o accidental).  También se realiza en casos de muerte natural cuando ocurre en circunstancias que no son claras (muerte súbita o muerte inesperada)